4. El río vivo… o la vida del río.

Los ríos representan un ecosistema muy rico que permite la vida a gran variedad de organismos. Ello se debe a la gran variedad de microhábitats diferentes entre sí, con unas condiciones ambientales peculiares, óptimas en cada caso para un determinado grupo de especies.